Con la comunidad

  • ciclo comunidad

Queremos ser socios territoriales con la comunidad local. Mediante una relación colaborativa, directa y transparente, Ciclo se transformará en un motor de desarrollo para lograr un mejoramiento profundo y permanente de la calidad de vida de la comunidad de Rungue, a través de un Plan de Desarrollo Territorial que tendrá como pilar principal la implementación del Acuerdo de Asociatividad.
La instalación de Ciclo pretende garantizar una operación que no contamine el medioambiente ni afecte a las personas y junto a ello, detonar un proceso social participativo y sostenible, que potencie el rol de los vecinos y organizaciones sociales de Rungue en la construcción de un plan de desarrollo para el pueblo que refleje las necesidades de todos los vecinos y que mejore – significativamente – la calidad de vida de la comunidad.
Es esencial por tanto, comenzar a construir una relación de confianza y entendimiento mutuo con la comunidad local, pudiendo tomar decisiones más acertadas que reflejen la identidad, las necesidades y los intereses de los vecinos, en señal de respeto a la comunidad y su tradición. Las personas que habitan o trabajan en el lugar son las que mejor conocen su gente y su pueblo, por lo que son las personas más idóneas para plantear preocupaciones y sugerir alternativas que permitan mejorar el diseño y operación de la empresa.
De esta forma, Ciclo, realizó una serie de acciones dentro del proceso de participación anticipada con el objetivo de informar, conocer y escuchar oportunamente a la comunidad, incorporando sus aportes para mejorar el diseño del proyecto y comenzar a construir una relación de confianza y corresponsabilidad en el desarrollo territorial del pueblo de Rungue, en particular, y la comuna de Til-Til, en general.

Las acciones realizadas durante todo este tiempo han buscado:

– Conocer a la comunidad de Rungue y la comuna de Til-Til, a través de diversas instancias presenciales que permitan comenzar a forjar una relación cercana, de confianza y responsabilidad compartida para el desarrollo local.

– Informar a la comunidad de manera clara y transparente sobre CIGRI, reduciendo incertidumbres, explicando las medidas a través de las cuales dará seguridad y garantías del compromiso que tiene el proyecto con el cuidado del medio ambiente.

– Escuchar activa y oportunamente observaciones y sugerencias de la comunidad, que permitan considerar la experiencia y conocimiento de los vecinos para perfeccionar el proyecto.

– Diseñar junto con la comunidad un Acuerdo de Asociatividad que consolide una relación colaborativa y permita construir un Plan de Desarrollo participativo de largo plazo para contribuir al desarrollo de la comunidad, mejorando considerablemente la calidad de vida de Rungue.

Para conocer más acerca del trabajo realizado con la comunidad de Rungue y los compromisos de la empresa Ciclo con la comunidad puedes revisar el Capítulo XV de Acciones Previas presentes en el Estudio de Impacto Ambiental del proyecto CIGRI.

Comments are closed.